Ernst Kopp

29 junio 2017

Ernest, nuestro Jefe de taller, es el responsable de mantener al departamento más grande de nuestra compañía todo el tiempo en funcionamiento. Como el corazón de nuestra operación, es un papel importante lleno de responsabilidades.

¿Cómo llegó a unirse a nosotros aquí en Hyundai Motorsport?

Todo comenzó en Diciembre de 2012. AI principio me preguntaron si podía apoyar a Hyundai durante algunas pruebas. Al cabo de tres días de pruebas, me preguntaron si estaría interesado en trabajar para la compañía a tiempo completo. No me tomó mucho tiempo responder que sí, y fui contratado en Enero de 2013. Todo fue muy rápido y desde entonces no he vuelto a mirar hacia atrás. 

El  taller es nuestro departamento más grande. ¿Cuál es su ámbito de trabajo?

Nuestra responsabilidad en el taller es muy alta. Es realmente el corazón del equipo. Hacemos todos los planes para construir los vehículos de rally y de pruebas. Pero no solamente esto, porque también debemos asegurarnos de que estos vehículos estén construidos para cumplir con los muchos plazos que enfrentamos en nuestro deporte. Los vehículos deben salir en perfecto estado a pesar de las presiones de tiempo que enfrentamos. Para mí, los pilotos son como nuestros clientes, por lo que debemos hacer para ellos el mejor vehículo posible a fin de que estén satisfechos durante un fin de semana de rally. 

¿Qué significa para usted, personalmente, trabajar en Hyundai Motorsport?

Para mí significa un nuevo y emocionante desafío. Ya había estado involucrado en el automovilismo desde 1980 y había trabajado en otra compañía durante 30 años. Ya he trabajado en Fórmula 1, Le Mans y Rally, por lo que conozco muy bien la industria. Pero venir a un nuevo equipo fue especial. Estoy aquí para ganar rallies y, eventualmente, campeonatos mundiales.

¿Cómo entró en contacto por primera vez con el automovilismo?

El automovilismo ha formado parte de mi vida desde que era niño. Me recuerdo jugando con mi pequeña moto en el jardín cuando tenía apenas 12 años. Siempre supe que quería trabajar en el automovilismo. Así que conseguí un trabajo en Colonia que creí que sería solo por dos años… ¡pero que resultaron ser treinta! Estoy encantado de haber tenido la posibilidad de extender mi pasión a Hyundai Motorsport y jugar un papel tan importante dentro de esta gran organización.

¿Qué le gusta hacer en su tiempo libre?

Me encanta pasar tiempo con mi familia cada vez que puedo. Siento pasión también por los viejos vehículos de rally, por ejemplo de los ’80. Algunas veces incluso participo con estos vehículos en eventos de rallies históricos. El automovilismo es, por supuesto, mi gran pasión. Sin embargo, no solamente vehículos. También me gustan las bicicletas de motor en las montañas.